viernes

Recomenzar.



Se mira al espejo y sonríe.
Va a ser difícil recomenzar,  pero es la única forma de salvarse.
Hasta ayer sus hermanos tomaban decisiones y ella obedecía.
Se sabe culpable, nunca discutió un mandato.

La señorita Laura, queda inmóvil, recuerda y las imágenes van pasando como una película sin argumento, su vida es eso, una historia cursi que ella no  escribió.
Ellos decidieron; que por ser mujer y la menor debía cuidar de sus padres enfermos. Y ahora, que ha quedado sola, aparece uno de sus  hermanos  con una novedad.
Él y su esposa se plantaron frente a ella, con un libreto aprendido de memoria; “Vamos a mudarnos aquí, esta casa es demasiado grande para vos sola y mientras nosotros cumplimos nuestros horarios de trabajo vos vas a encargarte de los chicos y de los quehaceres.”
Algo mudó  ante sus ojos, un vapor lechoso le quebró la visión.
¿Por qué, por qué yo? —preguntó.
¿Y qué vas a hacer? —Respondió su cuñada con una sonrisa  de falsa vendedora de ocasiones— te daremos un sueldo, no tendrás de que preocuparte y salir a la calle a ganarte la vida, si sólo sabés limpiar y cuidar enfermos…
Ella los miraba tan rígidos, tan elegantes, parecían dos muñequitos de porcelana, fríos y sin corazón. Ni un gesto de ternura.
¡No! —Respondió— si quieren vivir aquí háganlo, yo me voy.
Su cuñada cambió de color. ¿Le pareció o se puso verde? Su hermano comenzó a temblar.
Te necesitamos —gritaron a dúo.
Lo siento —dijo—  ya gaste mi tiempo de sufrimiento.
Su voz sonó tan segura que ella misma no se reconoció.
Era hora de encontrarse cara a cara con la vida.
Su hermano y su cuñada quedaron discutiendo.

La señorita Laura  sigue frente al espejo, algo la atrae hacía el, es una fuerza misteriosa, la mujer que se refleja es ella, pero diferente, tiene  brillo en los ojos y una fuerza nueva, le sonríe. Se aleja.
Comienza a acomodar su ropa en cajas. La mudanza ha comenzado.
En el comedor ellos seguían discutiendo.


37 comentarios:

Existe Sempre Um Lugar dijo...

Gostei muito de ler a sua escrita, vem de encontro ao que escrevi hoje que é o seguinte, " Perdi tempo... mas ainda estou a tempo de reconquistar parte do tempo perdido, vou perder tempo para encontrar o tempo, desse resto do tempo que ainda tenho para benfeitorizar o meu tempo."

ag

Marinela dijo...

¡Buena reacción!

Un abrazo.
Marinela

Antorelo dijo...

Supo reaccionar con valentía. Estas historias sucecen con cierta frecuencia, pero, por desgracia, con un final bastante diferente. ¡Qué bien lo has contado!
Un abrazo

disancor dijo...

La verdad que sus parientes se llevaron un chasco al dar por sentado que la señorita Laura sería siempre la criada de la familia.
Feliz fin de semana.
Un abrazo.

maria del carmen nazer dijo...

estas cosas pasan, más de lo que uno cree.Lo que has escrito es un reflejo de la vida. Felizmente la protagonista reaccionó, pero cuantas hay que no reaccionan , por miedo , por falta de apoyo ...¡por tantas cosas !!Es increíble la gente que actúa con impiedad, sin compasión. Los has narrado muy bien. Una prosa cuidada e impecable.
MUCHOS BESOS.

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Pura Realidad narrada de una forma magistral en tu Relato.
Abrazos y besos.

TORO SALVAJE dijo...

Que familia tan horrorosa...

Hizo bien en huir.

Besos.

PEPE LASALA dijo...

Lo has contado tal y como es María Rosa, me ha gustado como ha reaccionado, huir a veces es de valientes y sensatos. Un fuerte abrazo y feliz fin de semana amiga.

La Dame Masquée dijo...

Ha hecho muy bien en comenzar a hacer esas maletas. A veces es difícil romper las ataduras, pero una vez superado ese momento, se comienza a vivir.

Feliz fin de semana.

Bisous

Innombrable dijo...

BUEN FINAL Y UN BUEN RECOMENZAR.
COMO SIEMPRE UN PLACER LEER TUS LETRAS...
SALUDOS
CARLOS

Adelfa Martin dijo...

Nunca es tarde para encontrar lo que creìamos muerto..especialmente si es la autoestima...


abrazos


te dejo el link a mi nuevo blog, me mudè... http://cuentosyotrosfantasmas.wordpress.com/

CHARO dijo...

Me ha encantado el final de esta historia.....tuvo el valor de enfrentarse a sus hermanos y decirles no, aunque seguro que esto le supondrá que sus hermanos se alejen de ella. Esta historia se asemeja mucho a la realidad.Besotes

Samuel Rego dijo...

Logras hacer emocionante lo ordinario y extraordinario lo cotidiano
Un besito

ReltiH dijo...

FULLL, REFULLLL, SIEMPRE NOS MARAVILLAS.
BESOS

elisa lichazul dijo...

precioso cuento con su enseñanza si se quiere
mientras nos pulse la vida
hay tiempo para recomenzar


abrazos y feliz fin de semana
:D

Mirella S. dijo...

Hay momentos en la vida que debemos elegir cómo queremos vivir.
Afortunadamente la protagonista lo hizo.
¡Buen relato Mariarosa!
Besos.

TIGUAZ dijo...

Creo que todos o casi todos tenemos en nuestro más profundo interior unaa señorita Laura, aunque bien es cierto que cuando sale a la luz, cosa que solo ocurre en contadas ocasiones, puede ser terrible.Como siempre es una delicia leerte, mil aplausos y más besos.

Susana Jiménez dijo...

Para todo hay un tiempo, me alegro que haya llegado el de esta mujer, el tiempo de sufimientos también caduca. Que buen relato.
Un abrazo

Spaghetti dijo...

Un buen relato que coincide con muchas realidades. Enhorabuena Maria Rosa.
Gracias por tu aportación.
bsoss

Idolidia Glez dijo...

Que buena entrada..! Estos relatos andan por las casas...o de casa en casa...Los he visto parecidos jeje..Muy bueno. Me he quedado por aca, te invito a que me visites.Un calido Saludo.

Idolidiaglez22.blogspot.com

La Gata Coqueta dijo...



Que cada día de tu vida sea más bello que el anterior
y que nunca te falte la ilusión de un nuevo amanecer.

Feliz despertar a este domingo vestido de cielo, calzado
de simpatía, mientras es peinado con hilos de madreselvas...

Un breve abrazo,
adueñado del sentimiento.

Atte.
María Del Carmen



Felicidad Batista dijo...

María Rosa, nos conmueves en este relato con una historia por desgracia muy común en épocas pasadas pero que aún pervive en en muchos lugares y familias.
Tu personaje tiene la fuerza de cambiar su destino decidido por otros y zafarse de esa esclavitud.
Ese final abierto a la esperanza dulcifica la dura vivencia de la señorita Laura.
Magnífico relato que evidencia una injusticia social escudada en el interés familiar.
Un abrazo y feliz semana

Anónimo dijo...

Muy buen cuento,...muy verosímil,...tan real como las miserias humanas. Y una moraleja de mucho valor. El poder de la dignidad, ante la oprobiosa proposición. Un proceder acorde al calibre de la "inocente propuesta"Bien por Laura. Me gustó mucho la historia. Un abrazote.

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Me recuerda el principio de una pelicula de terror, cuyo nombre lo recuerdo. La protagonista se había dedicado a cuidar a su madre, que le no le dejó la herencia al hermano o hermana, detalle que tampoco recuerda, que se había casado y tenido hijos. Le plantearon que se quedara en la casa, para cuidar al hijo, pero sin pagarle, que se conformara con que vivir.
Pero la protagonista se rebela y se suma a un experimento supuestamente sobre el insomnio en una mansión, que resulta tener fantasmas.

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Muy bien por Laura, todos tenemos un límite, fue la mejor decisión.

Un abrazo.

MAJECARMU dijo...

María Rosa,tu relato es rotundo,claro y demoledor...La protagonista ha sentido su luz interior y se ha aferrado a ella,orgullosa de tomar la decisión adecuada...Magnífico,amiga.Ojalá todos viéramos con esa claridad para recomenzar de nuevo y salvar la dignidad,que se resquebraja...
Mi felicitación y mi abrazo inmenso por tu maestría y tu buen hacer,compañera de letras.
Feliz semana,Maria Rosa.
M.Jesús

Soñadora dijo...

Bravo por la señorita Laura, era tiempo de pensar en ella!

Besitos!

elisa lichazul dijo...

feliz semana
gracias por tu huella
abracitos

Gabriela dijo...

Qué bueno!!! " la mudanza ha comenzado" ! Me encantó

Gabriela dijo...

Qué bueno María Rosa!!! "la mudanza ha comenzado"... qué hermosa manera de decirlo!

Belén Rodríguez Cano dijo...

Laura mudó de casa y, sobre todo, de vida.
Cuantas veces no se actúa así por cobardía y después surge el arrepentimiento por no decir NO a lo que nos proponen.
Una buena moraleja se saca de tu relato.
Muy bueno.
Besos.

Luján Fraix dijo...

Hola Maria Rosa
Que bueno que pudo tomar esa decisión, el egoísmo de su familia la hizo reaccionar. Pasan estas historias, conozco gente así, es triste pero es real.
Qué buena historia Maria Rosa-
Felicitaciones como siempre y gracias por venir a leer mi novela que ya nadie mira pero yo la seguiré publicando hasta el final.

Besos

La Gata Coqueta dijo...



Esta mañana después de levantarme y cuando ya me disponía a salir a la calle, me asaltó la indecisión, de no saber que ponerme...

Y de pronto el niño que aún llevamos dentro me sugirió que me vistiera de felicidad, ya que así cuando me encontrara con los amigos la podría compartir...

No sé si ha sido una idea afortunada o no, pero el hecho es que aquí estoy esperando que la aceptes a través del silencio de las palabras, que son el portavoz de mis sentimientos...


Quisiera que mañana al despertar, el alba te pintará un paisaje lleno de caléndulas de mi parte para ti!!


Un abrazo de despida bajo la alameda de los ruiseñores...


Atte.
María Del Carmen




Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

Muy buen relato Rosa María, Laura dijo por fin !Basta! y decidió vivir su vida.La familia ya tenia resuelta su vida teniéndola de criada, cuando era una mujer libre..
Gracias
Con ternura
Sor.Cecilia

OZNA-OZNA dijo...

Infinitas gracias querida amiga por obsequiarnos tan bello y profundo relato. Miles de besinos de esta amiga con inmenso cariño.

Netomancia dijo...

A veces es cuestión de coraje nomás.
Saludos doña Maríarosa!

disancor dijo...

Feliz fin de semana.
Un abrazo.

Gracias por pasar....

Cada palabra es el eslabón de un rosario que va enlazando cuentos y poemas, historias que alguna vez imaginé, que me han contado o que escuché el un micro de viaje y hoy nacen para ustedes.
Gracias por acompañarme en esta dicha de escribir.

María Rosa